Seleccionar página

Hoy comienza el proceso de apelación con el que Apple intenta evitar (o, al menos, reducir) la sentencia condenatoria por fijar el precio de los libros electrónicos en colaboración con cinco editoriales, en un intento de competir con Amazon. La compañía llegó a un acuerdo por el que estaba obligada a pagar 450 millones de dólares.

Ahora Apple tendrá que convencer a tres jueces de que la sentencia original no se ajustaba a la realidad. De hecho, Denise Cote, la juez que dictó esa sentencia, realizó una serie de valoraciones previas al juicio que podrían considerarse partidistas. Ahora, uno de los 3 jueces parece más estar de acuerdo con la estrategia de Apple, aunque todavía es pronto para saber cómo (y cuándo) finalizará este recurso.

Vía: iClarified


Pin It on Pinterest

Share This

Comparte este contenido

Por favor comparte este artículo con tus amigos!